Jueves,30 de marzo de 2017

Desarticulada la banda de 'cartas nigerianas' más activa y con mejor infraestructura de España

Agentes de la Policía Nacional han detenido a 31 personas como presuntas responsables de millonarias estafas cometidas bajo la modalidad de las 'cartas nigerianas'. Se trata de la organización criminal más activa y con mejor infraestructura detectada en España para este tipo de delito, que consiste en ilusionar a la víctima con el cobro de una fortuna inexistente previo al pago de una suma económica por adelantado.

Hasta el momento se han identificado 34 víctimas de 17 nacionalidades diferentes y cuatro continentes, y se tiene constancia de más de cinco millones de euros de fraude, han informado en rueda el jefe de Sección de Fraudes Financieros de la UDEF, José Rodríguez; el jefe superior de la Policía de Madrid, Alfonso José Fernández Díez; y la delegada del Gobierno en Madrid, Concepción Dancausa.

La investigación comenzó gracias a la cooperación internacional de las policías europeas, concretamente por una denuncia remitida a la Policía Nacional a través de Europol, en la que un ciudadano de origen alemán denunciaba haber sido víctima de una estafa.

Unos individuos, haciéndose pasar por un militar norteamericano, habían conseguido engañarlo para que realizara una serie de pagos en concepto de tasas e impuestos del Estado español, con la finalidad de ayudar a dicho militar a sacar de Afganistán una gran cantidad de dinero que tenía acumulada y que quería cambiar a euros.

La operación se ha culminado con 31 detenciones, realizadas en dos fases. En la primera de ellas arrestaron a las denominadas 'mulas', personas encargadas de la recepción de los envíos de dinero que realizaban las víctimas para, inmediatamente después, realizar retiradas del efectivo y entregárselo a los cabecillas.

En la segunda fase, se consiguió la detención de los líderes de la organización que actuaban desde nuestro país, así como a la desarticulación de toda su infraestructura con la práctica de 16 registros (10 domicilios, 5 trasteros y un locutorio), 15 llevados a cabo en la Comunidad de Madrid y uno en Vilanova i la Geltrú, en los que se han intervenido ocho cofres repletos de billetes simulados, 1.500 cartas preparadas para ser enviadas, gran cantidad de documentación, material informático, dinero y recortes de papeles negros utilizados en para otra modalidad de estafa conocida como "wash wash" o lavado de dinero.