Viernes,24 de marzo de 2017

La subida del tipo impositivo del IBI se aprobó para "salvaguardar la sostenibilidad financiera del Ayuntamiento"

El alcalde de Pinto, Rafael Sánchez, en una imagen de archivo

El pasado 13 de junio de 2015, Rafael Sánchez se hacía con el bastón de mando y era proclamado, con el apoyo del PSOE, nuevo alcalde de la ciudad. Ganemos Pinto arrebataba así la Alcaldía al PP de Miriam Rabaneda y se ponía manos a la obra para intentar revertir la situación del municipio. Hoy, cuatro meses después, el regidor hace balance para Al Cabo de la Calle y responde a las cuestiones de interés para los vecinos y vecinas.

¿Qué balance haría de estos primeros meses de mandato?

El balance en líneas generales es positivo. Ha habido bastantes de las medidas recogidas en nuestro programa que se han podido realizar, como la readmisión de trabajadores despedidos, la apertura de comedores escolares, la reducción de salarios de los concejales, la eliminación de cargos de confianza… Pero también hemos sufrido algunos problemas con el tema de las fiestas taurinas o con el IBI, que sacamos adelante porque teníamos que salvaguardar la sostenibilidad financiera del Ayuntamiento. Han sido días de trabajo frenético, nos hemos encontrado una plantilla municipal muy tocada en lo psicológico y lo laboral, y esa era una de las principales tareas, recuperarlos. También poner remedio cuando antes con un plan de choque al aspecto de suciedad y al mal servicio de la UTE que era un foco de quejas vecinales constante. Económicamente la cosa funciona bien y ahora estamos preparando los presupuestos del año que viene. Se ha notado una administración mucho más cercana al vecino que escucha a la gente, que toma nota y que se relaciona con la ciudadanía.

¿Qué fue lo primero que le sorprendió al llegar a la Alcaldía?

Nos chocó que nos dejaron un Ayuntamiento muy escaso de tesorería, que antes estaba teniendo en torno a 8-9 millones de euros de liquidez mensual y nosotros nos encontramos solo con 3 millones. A eso se unió que el anterior Gobierno trasladó el cobro del IBI a después de las elecciones, lo que nos causó tensiones de tesorería al principio del mandato, y eso fue desagradable. Igual que el tema de la Comunidad de Madrid, que nos había pedido que retomáramos la parcela cedida para el centro de salud porque había decidido no construirlo. Luego han ido saliendo cosas que hemos tenido que ir solventando sobre la macha, como temas competenciales que estaban mal resueltos, contratos que datan de 2007 y están aún sin rescindir, no nos dieron facilidades con las claves para acceder a medios, web y redes sociales… Cosas que empañan un traspaso de poderes que siempre debería ser normal y limpio.

¿Cómo valoraría la labor de oposición durante este tiempo?

El PP está haciendo una oposición destructiva y revanchista, no está aportando nada y se dedica a decirnos que estamos de gobernando de prestado, sin aportar y poniendo todos los impedimentos que puede. Con Ciudadanos en algunas cosas coincidimos pero no entendemos cierta hostilidad, por encima de lo normal, que observamos. Y con el PSOE, salvando algún pequeño problema con los toros y los salarios y cargos de confianza, la verdad es que tenemos una relación bastante fluida y con coincidencias programáticas.

¿Cuáles son los pilares y grandes objetivos que se marca para la legislatura?

El objetivo es lograr una administración cercana y abierta a la gente y muy transparente y participativa, llevar a la práctica un gobierno abierto. Nuestros pilares serán paralelamente los servicios sociales, fomentar el empleo, la sostenibilidad en materia de movilidad y medio ambiente, el urbanismo… que se note que hay un cambio importante en Pinto tanto en las formas como en el fondo.

¿Existe en Pinto un problema con la limpieza?

Creemos que sí, y es un problema derivado de la privatización de un servicio que presta la UTE y que antes prestaba Aserpinto. Ha habido una reducción de personal y una reducción de los estándares de calidad, y lo estamos pagando. Es un problema que nos encontramos nada más llegar y que hemos intentado paliar, primero con plan de choque y después con la labor de vigilancia. Ellos saben que dentro de ese marco, que no podemos cambiar porque es una concesión a 10 años, vamos a estar encima porque es fundamental darle una vuelta completa al aspecto que presentan las calles y jardines y mejorar la recogida de residuos.

 

ENCUESTA PINTO - ¿Cree que Ganemos Pinto incumple su programa subiendo impuestos? VOTE AQUÍ


Vídeos de YouTube relacionados

Loading...
Loading...